“No echéis perlas a los cerdos”

Collar estilo falso cuello

Las perlas son un codiciado artículo de lujo. Y más en los tiempos que corren, en los que bienes de valor intrínseco como el oro y las piedras preciosas son más preciados que cualquier jugosa cuenta en Suiza. Por eso, es mejor dejarlas tranquilas en el joyero de mamá. A buen recaudo.

En las últimas temporadas, el DIY le ha sacado mucho partido a las perlas. Siguiendo la tendencia marcada por Balmain y sus outfits de ecos renacentistas, han sido much@s los manit@s que han customizado prendas y accesorios con bolitas de nácar… o sucedáneas. ¡Que a nadie se le ocurra desmontar el collar de tres vueltas de su abuela Eugenia para decorar las solapas de una camisa! ¡Sacríleg@s! Recordad que para eso están las tiendas de manualidades, los mercadillos y nuestros adorados bazares asiáticos. Al fin y al cabo, el plástico nacarado da el pego y si se desconche, que se desconche. Ya nos apañaremos un nuevo DIY para darle un retoque.

Así que si queréis haceros con un falso cuello de corte baby doll que le dé un toque gracioso a cualquiera camiseta sosa, tomad buena nota: fieltro grueso, perlas de pega, cola para tela y cinta de grosgrain. Después de dibujar el patrón en forma de media luna, no tenéis más que llevarlo al fieltro. Sobre él, con la densidad y la distribución que más os guste, pegáis las bolitas. 30 minutos de espera y… voilà! Podéis salir a presumir de cuello, aunque esté sepultado bajo siete bufandas…

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s