Apártense fedoras, canotiers y boinas

Reinventando la chistera en femenino

Yves Saint-Laurent cambió el rumbo de la alta costura a base de pequeños actos de rebeldía. Si Chanel liberó a la figura femenina del corsé, su compatriota la convirtió en un templo a la sensualidad mediante la exploración de la delgada línea que separa el vestir del hombre y la mujer. Al lado de vestidos y faldas, el argelino encumbró al pantalón al Olimpo del diseño. Y, sublimado, lo hizo esmoquin para las féminas. Lo masculino, precisamente por ser en principio ajeno al armario de la mujer, puede resultar infinitamente erótico.

El gran maestro sentó cátedra y hoy en día no es raro ver en la calle a mujeres que lucen con gracia y descaro modelos sacados directamente del ropero de sus chicos: boyfriend jeans, camisetas oversize, zapatos Oxford, abrigos XL o bombers pueblan el panorama del street style y hacen bueno aquello de “lo tuyo es mío y lo mío es tuyo [sic]”.

Tan solo se echa de menos un poco más de imaginación y osadía a la hora de elegir accesorios. Triunfan los sombreritos con orejas de gato, las viseras rollo Bronx, pero ¿por qué (casi) nadie se atreve a apostar por un sombrero de copa? Frente a la superpoblación de modelos fedora y el éxtasis generado por el Vivienne Westwood vintage de Pharrel Williams, creo yo que va siendo hora de pasar al contraataque. Remanguémonos y demos una nueva lección de estilo. Demostremos que más vale chistera en mano que ciento volando.

Foto: weheartit.com

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s