Los Duques sí tienen quien les escriba (y les pinte)

Kate Middleton y Guillermo de Inglaterra: retrato naïf

Me enamoré a principios de la primavera de 2011. No pude evitarlo, fue un amor a primera vista. Y eso que el vistazo hube de echarlo a través de la pantalla de mi televisión de tubo, ésa que cuido como oro en paño (no vaya a ser que se me funda y tenga que pasarme al anticristo de plasma) desde que la heredé de mi difunta tía.

Sonrisa tonta, cabeza a pájaros, burbujas en el estómago y hormigas en los dedos. El diagnóstico estaba claro: parada cardiorrespiratoria con recuperación satisfactoria inmediata, no se requiere RCP. Vamos, lo que en mi barrio se llama un flechazo. El problema es que esta vez no era hombre el causante de tanto alborozo. No, tampoco una mujer. ¡Era una pareja! Mi verdulera interior –ésa que llevo tan adentro que no consigo desprenderme de ella ni haciendo propósito de enmienda- se quedó prendada del enorme encanto que destilaban Kate & Will o, lo que es lo mismo, los recién casados Duques de Cambridge.

Él con sus dientes de conejo de Pascua y ella con su pelo híper lacio, ambos sonrientes y sonrosados como dos lichis maduros en pleno mercado, así me conquistaron. Y me rendí a su encanto como una boba quinceañera. Que si una taza conmemorativa por aquí, que si un anillo de zafiro [sic] de la Teletienda por allá, que si no mentes el nombre de Kate en vano so pena de morir abrasad@ por una mirada asesina… la fiebre hizo en mí estragos. Hasta que un buen día me lancé a la calle con unos botes de pintura y unas brochas en mano. Armada de paciencia y con toda mi buena intención, quise declarar públicamente mi recién descubierta pasión. Por desgracia, el policía que me descubrió no sentía lo mismo que yo. Infatuamiento, diagnosticó de urgencia mi psicóloga. “Tontería, que es lo que tú tienes”, perfilaría mi madre.

Menos mal que vosotros me entendéis. Si no, ya me habrían internado. Ahora tengo que dejaros, hay una amable señorita vestida con un uniforme blanco a los pies de mi cama. Hora de tomarse la medicina.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s