Lolita, oh, Lolita  

No solo en Nabokov se ven lolitas

Caminas sobre la hierba como si

marcharas a la batalla.

Despreocupada, segura de ti,

marchas a ratos callada.

*

En tus fantasías sin fin

huyes como el agua alborotada

hacia un mundo sin mí,

secretamente liberada.

 *

Tus cejas bailan con tus ideas

y traicionan tu prudencia estudiada.

Me miras y me interrogas.

Esas trenzas de niña son el marco que te delata.

Foto: weheartit.com

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s